Cristo Te ama =4 Minutos

Oración del Diezmo

Recibe Señor, mi ofrenda. No es una limosna, porque no eres mendigo. No es un aporte, porque no lo necesitas. No es el resto que me sobra que te ofrezco.

Este monto representa, Señor, mi reconocimiento, mi amor.
Pues si lo tengo es porque tú me lo diste. Amén

Reflexiones

Reflexiones

Tuesday, March 31, 2015

El camino del amor: Los 11 pasos

1. Primero, contigo mismo. Sólo cuando estás bien contigo mismo puedes
estar bien con los demás
2. Manejar la soledad. Sólo cuando manejas tu soledad
puedes manejar una relación.
3. Sólo se da lo que se tiene. Necesitas valorarte para valorar,
quererte para querer, respetarte para respetar, y aceptarte para
aceptar, porque nadie puede dar lo que no tiene.
4. Paz interior. Ninguna relación te dará la paz que tú mismo
 no crees en tu interior.
5. Fantasía que genera frustración. Pretender que otra persona nos haga felices y llene todas nuestras expectativas es una fantasía que sólo trae frustraciones.
6. Autonomía. Ninguna relación te brindará felicidad que tú mismo no construyas.
7. Autosuficiencia. Sólo podrás ser feliz con otra persona cuando, bien convencido, seas capaz de decirle: "No te necesito para ser feliz".
8. Independencia. Sólo podrás amar siendo independiente hasta el punto de no tener que manipular ni manejar a los que dices querer.
9. Requerimientos. Para amar necesitas una humilde autosuficiencia, autoestima, y la práctica de una libertad responsable.
10. Autoestima y madurez. Ámate a ti mismo, madura, y el día que puedas decirle a esa otra persona "Sin ti me la paso bien", ese día estarás preparado para vivir en pareja.
11. Compartir. Dos personas que vivan en pareja podrán ser felices sólo cuando se hayan unido para compartir su felicidad, no para hacerse felices la una a la otra.
Conclusion:"Dos personas se aman únicamente cuando son capaces de vivir la una sin la otra, pero deciden vivir juntas"


Father Tomas Del Valle-Reyes
Descubriendo El Siglo 21
P. O. BOX 1170
New York, NY 10018
212-244-4778


Tuesday, March 24, 2015

AMOR INCANSABLE

Las casas de los japoneses tienen, normalmente, un espacio hueco 
entre las paredes de madera.

Mientras esta persona echaba abajo los muros de su casa, 
se dio cuenta que allí había una lagartija inmóvil, 
porque un clavo, desde fuera, le había atravesado 
una de sus patitas y la había hecho permanecer fija en la pared.

El dueño de la casa, viendo esto, sintió, 
al mismo tiempo, piedad y curiosidad. Estudió el clavo, y quedó pensativo... porque había sido clavado hacía diez años, cuando la casa fue construida.

¿Qué habría ocurrido entonces?
¡La lagartija había sobrevivido en esa posición durante diez años! 
¡En un oscuro muro en esa posición durante diez años sin moverse!
 ¡Es imposible, inimaginable!
Entonces, aquella persona se preguntó cómo esta lagartija habría 
podido sobrevivir durante diez años sin dar un solo paso ¡si desde entonces su patita estaba clavada allí!

Así que, paró de trabajar y observó a la lagartija, preguntándose qué
 podría haber hecho, y cómo ella habría conseguido alimentarse.

Más tarde, sin saber de dónde venía, apareció 
otra lagartija, con alimento en su boca.

¡¡Ahhh!! Quedó aturdido y emocionado al mismo tiempo. 
¡Otra lagartija había estado alimentando durante diez 
años a la lagartija que permanecía clavada en la pared...! 
Tanto amor, un amor tan precioso!Tanto amor ha tenido esta pequeña criatura...
¿Qué no puede lograr el amor?¡Puede hacer maravillas!
¡El amor puede hacer milagros!

En ese mismo instante, cayó en la cuenta; una lagartija fue alimentada por otra, incansablemente, durante diez largos años, sin perder la esperanza en su compañera.

Si una criatura tan pequeña como una lagartija puede amar así...
¡¡Imagina cómo podemos nosotros amar si lo intentamos!!


~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~
Visita nuestra Tienda
¿Necesitas biblias?, ¿Rosarios de Jerusalén? ¿Agua bendita? ¿Aceites, etc.? Visita nuestra tienda cibernética en la comodidad de tu hogar. 212-244-4778

·  La Tienda

Father Tomas Del Valle-Reyes
Descubriendo El Siglo 21
330 West 38 Street
Suite 503
New York, NY 10018
212-244-4778

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~

Tuesday, March 17, 2015

Lámpara de barro

“Lámpara es tu Palabra para mis pasos, Señor, luz en mi sendero…”

Lámpara frágil y firme me siento. Somos lámparas de barro en tus manos, Señor.

Barro modelado por Ti, dando forma con tus manos a nuestras aristas, a nuestra inconsistencia, a nuestra tentación de no ser lámpara. Barro, tierra, así nos quieres… obra tuya que con el paso del tiempo se va solidificando, se hace más fuerte, más recio, más firme, más auténtico.

Lámpara que alumbra, sin pábilo vacilante, sin temor a ser apagada y con la confianza de que su razón de existencia en este mundo es “alumbrar” a los que se acerquen a ella.
Lámpara acogedora, modelo perenne que utilizaban los primeros cristianos para orientarse y para orientar a los demás.

El barro, por si mismo no tiene poder para prender la llama, necesita del aceite para que la llama permanezca.

Y yo me pregunto ¿qué o quién es ese aceite en mi vida, Señor?... La respuesta es clara, el aceite es lo que me mantiene firme, estable, serena, constante, lo que me empuja a avanzar, a no cansarme,…
las personas que hacen de mí lo que soy, lo que reflejo; las que con una mirada o un gesto me hablan de Ti; las que me tienden su mano a lo largo del camino haciéndome ver que todo es más fácil cuando se comparte, las que están pendientes de volver a poner aceite en mi lámpara para que no deje nunca de alumbrar.

Una sencilla lámpara de barro compartida quiero ser en la vida.

Dar luz, siempre dar luz, y mostrar a los demás desde lo que soy que eres lo más importante de mi vida, que eres el aceite que mantiene viva mi llama, que nada soy sin Ti y que contigo todo lo puedo.

Pon aceite en mi lámpara, Señor, solo así podré seguir buceando en la profundidad de mi ser, caminar por el sendero justo y darme a los demás desde dentro.

Te manifiestas en una llama, en el aceite, en el barro,… en mi vida ofreciendo amor a cada paso que doy.
Gracias por encontrarte y encontrarme en una sencilla lámpara de barro. Quiero ser siempre LUZ.

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~
Visita nuestra Tienda
¿Necesitas biblias?, ¿Rosarios de Jerusalén? ¿Agua bendita? ¿Aceites, etc.? Visita nuestra tienda cibernética en la comodidad de tu hogar. 212-244-4778

·  La Tienda

Father Tomas Del Valle-Reyes
Descubriendo El Siglo 21
330 West 38 Street
Suite 503
New York, NY 10018
212-244-4778

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~

Saturday, March 14, 2015

Lo que es el ayuno para el Papa Francisco.

El Papa Francisco propone 15 sencillos actos de amor.

1. Sonreír, un cristiano siempre es alegre.
2. Dar las gracias (aunque no "debas" hacerlo).
3. Recordarle a los demás cuánto los amas.
4. Saludar con alegría a esas personas que ves a diario.
5. Escuchar la historia del otro, sin prejuicios, con amor.
6. Detenerte para ayudar. Estar atento a quién te necesita.
7. Levantarle los ánimos a alguien.
8. Celebrar las cualidades o éxitos de otro.
9. Seleccionar lo que no usas y regalarlo a quien lo necesita.
10. Ayudar cuando se necesite para que otro descanse.
11. Corregir con amor, ni callar por miedo.
12. Tener buenos detalles con los que están cerca de ti.
13. Limpiar lo que uso en casa.
14. Ayudar a los demás a superar obstáculos.
15. Llamar por teléfono a tus padres.

EL MEJOR AYUNO

• Ayuna de palabras hirientes y transmite palabras bondadosas
• Ayuna de descontentos y llénate de gratitud
• Ayuna de enojos y llénate de mansedumbre y de paciencia
• Ayuna de pesimismo y llénate de esperanza y optimismo
• Ayuna de preocupaciones y llénate de confianza en Dios
• Ayuna de quejarte y llénate de las cosas sencillas de la vida
• Ayuna de presiones y llénate de oración
• Ayuna de tristezas y amargura y llénate de alegría el corazón
• Ayuna de egoísmo y llénate de compasión por los demás
• Ayuna de falta de perdón y llénate de actitudes de reconciliación
• Ayuna de palabras y llénate de silencio y de escuchar a los otros

Si todos intentamos este ayuno, lo cotidiano se llenará de:

PAZ, CONFIANZA, ALEGRÍA Y VIDA

Descubriendo Siglo 21
330 West 38 Street
Suite 503
New York,  NY 10018
Tel 212-244-4778

Tuesday, March 10, 2015

Búsqueda del Sentido de la Vida

Una mujer agonizaba. De pronto tuvo la sensación que era llevada al cielo y presentada ante el tribunal.

¿Quién eres?, dijo una voz.
Soy la mujer del alcalde, respondió ella.
Te he preguntado quien eres, no con quien estás casada.

Soy la madre de cuatro hijos.
Te he preguntado quién eres, no cuántos hijos tienes.

Soy una maestra de escuela. Te he preguntado quién eres no cuál es tu profesión. Y así sucesivamente, respondiera lo que respondiera, no parecía dar una respuesta satisfactoria a la pregunta.



¿Quién eres?

Soy una cristiana. Te he preguntado quién eres, no cuál es tu religión.
Soy una persona que iba todos los días a la iglesia y ayudaba a los pobres y necesitados. Te he preguntado quién eres, no lo que hacías.
Evidentemente, no consiguió pasar el examen porque fue enviada de nuevo a la tierra. Cuando se recuperó de su enfermedad, tomó la decisión de averiguar quién era y todo fue tan diferente”


~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~
Visita nuestra Tienda
¿Necesitas biblias?, ¿Rosarios de Jerusalén? ¿Agua bendita? ¿Aceites, etc.? Visita nuestra tienda cibernética en la comodidad de tu hogar. 212-244-4778

·  La Tienda

Father Tomas Del Valle-Reyes
Descubriendo El Siglo 21
330 West 38 Street
Suite 503
New York, NY 10018
Radiosigloxxi@aol.com
212-244-4778

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~

Tuesday, March 3, 2015

El silencio de Dios.


Cuenta una antigua Leyenda Noruega, acerca de un hombre llamado Haakon, quien cuidaba una Ermita. 
A ella acudía la gente a orar con mucha devoción.

En esta ermita había una cruz muy antigua. 
Muchos acudían ahí para pedirle a Cristo algún milagro. 
 Un día el ermitaño Haakon quiso pedirle un favor. 
Lo impulsaba un sentimiento generoso. 
Se arrodillo ante la cruz y dijo: "Señor, quiero padecer por ti. Déjame ocupar tu puesto. Quiero reemplazarte en la cruz." 
Y se quedó fijo con la mirada puesta en la Efigie, como esperando la respuesta.

El Señor abrió sus labios y habló. 
Sus palabras cayeron de lo alto, susurrantes y amonestadoras: "Siervo mío, accedo a tu deseo, pero ha de ser con una condición." ¿Cual, Señor?, - preguntó con acento suplicante Haakon. ¿Es una condición difícil? Estoy dispuesto a cumplirla con tu ayuda, Señor!, - respondió el viejo ermitaño. - Escucha: "suceda lo que suceda y veas lo que veas, has de guardarte en silencio siempre". Haakon contestó: "Os, lo prometo, Señor!" Y se efectuó el cambio.

Nadie advirtió el trueque. Nadie reconoció al ermitaño, colgado con los clavos en la Cruz. El Señor ocupaba el puesto de Haakon. Y este por largo tiempo cumplió el compromiso. A nadie dijo nada.

Pero un día, llego un rico, después de haber orado, dejo allí olvidada su cartera. Haakon lo vio y calló. 
Tampoco dijo nada cuando un pobre, que vino dos horas después, se apropió de la cartera del rico. 
Ni tampoco dijo nada cuando un muchacho se postró ante él poco después para pedirle su gracia antes de emprender un largo viaje. 
Pero en ese momento volvió a entrar el rico en busca de la bolsa. Al no hallarla, pensó que el muchacho se la había apropiado. El rico se volvió al joven y le dijo iracundo: !Dame la bolsa que me has robado!.

El joven sorprendido, replicó: ¡No he robado ninguna bolsa!. ¡No mientas, devuélvemela enseguida!. ¡Le repito que no he cogido ninguna bolsa! , Afirmó el muchacho. El rico arremetió, furioso contra él.

Sonó entonces una voz fuerte: ¡Detente!

El rico miró hacia arriba y vio que la imagen le hablaba. Haakon, que no pudo permanecer en silencio, gritó, defendió al joven, increpó al rico por la falsa acusación. Este quedó anonadado, y salió de la Ermita. El joven salió también porque tenia prisa para emprender su viaje.

Cuando la Ermita quedó a solas, Cristo Se dirigió a su siervo y le dijo: "Baja de la Cruz. No sirves para ocupar mi puesto. No has sabido guardar silencio". " Señor, - dijo Haakon - ¿Como iba a permitir esa injusticia?". Se cambiaron los oficios. Jesús ocupó la Cruz de nuevo y el ermitaño se quedó ante la Cruz.

El Señor, siguió hablando: "Tu no sabias que al rico le convenía perder la bolsa, pues llevaba en ella el precio de la virginidad de una joven mujer. El pobre, por el contrario, tenía necesidad de ese dinero e hizo bien en llevárselo; en cuanto al muchacho que iba a ser golpeado, sus heridas le hubiesen impedido realizar el viaje que para él resultaría fatal. Ahora, hace unos minutos acaba de zozobrar el barco y él ha perdido la vida. Tú no sabias nada. Yo si. Por eso callo. Y el Señor nuevamente guardó silencio".


Muchas veces nos preguntamos ¿por qué razón Dios no nos contesta....? ¿Por qué razón se queda callado Dios?

Muchos de nosotros quisiéramos que El nos respondiera lo que deseamos oír pero... Dios no es así. Dios nos responde aún con el silencio. Debemos aprender a escucharlo.
Su Divino Silencio, son palabras destinadas a convencernos de que, El sabe lo que está haciendo.


~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~
Visita nuestra Tienda
¿Necesitas biblias?, ¿Rosarios de Jerusalén? ¿Agua bendita? ¿Aceites, etc.? Visita nuestra tienda cibernética en la comodidad de tu hogar. 212-244-4778

·  La Tienda

Father Tomas Del Valle-Reyes
Descubriendo El Siglo 21
330 West 38 Street
Suite 503
New York, NY 10018
Radiosigloxxi@aol.com
212-244-4778

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~